sábado, 24 de octubre de 2015

Unos biscotes para "endulzar la vida"....


La pena es cuando estos dulces no pueden llevar azúcar....

Este blog lo creé para poner manualidades  y recetas que hacíamos Ana y yo, y sobre todo recetas dulces, que es lo que más nos gusta las dos, aunque mucho de lo que hemos hecho no nos lo hemos comido solas.. ( algunas realmente apenas las he probado). Ahora tenemos que eliminar el azúcar de nuestra vida, o por lo menos limitarlo, no podemos vivir sin azúcar, así que no tiene mucho sentido hacer  muchas más recetas de este tipo.


A partir de ahora empezaremos a hacer recetas saladas y dulces con edulcorantes, aunque no sea lo mismo...

Lo difícil es conseguir el edulcorante adecuado, esto de internet es maravilloso y odioso al mismo tiempo, porque hay tanta información y tan distinta una de otra, que es difícil saber cual es la buena...

Mientras hay quien habla de la Stevia como lo mejor, otros dicen que no, lo mismo con la sacarosa, la glucosa, el aspartamo, o el sirope de ágave... hay muchos más... pero cada uno con sus seguidores y detractores,  y encima no todos valen para recetas dulces.... 

Además el azúcar está en los cereales, la fruta, la harina... así que el dulce aún siendo con edulcorante tampoco se puede tomar en grandes cantidades..

 De todo lo que he podido encontrar estos días de " recetas sin azúcar", este es el blog  que más me ha gustado, Rico sin azúcar.. aunque con muchas calorías, sustituye el azúcar por Tagatosa, un edulcorante natural, difícil de encontrar ( no suele haber en los supermercados) y algo  caro... pero creo que habrá que probarlo.

Tenía pendiente publicar la receta de estos Biscotes con chocolate.. están muy buenos y sería una pena no compartir la receta...

Está adaptada del libro Galletas de Fantasía, "Biscotti de pistachos y arándanos"






INGREDIENTES:

225 gramos de harina
1 cucharadita de levadura
1/4 cuarto de cucharadita de sal
60 gramos de mantequilla sin sal, reblandecida
150 gramos de azúcar
2 cucharaditas de extracto de vainilla
2 huevos
Pepitas o trocitos de chocolate

(  se puede añadir pistachos o arándanos secos, u otro fruto seco al gusto)


Precalentamos el horno a 150 grados, Por un lado tamizamos la harina con la sal y la levadura.

En otro bol batimos la mantequilla con el azúcar y el extracto de vainilla hasta que esté cremoso, se añaden los huevos uno a uno y se integra todo bien, se añade la mezcla de harina y se amasa hasta quedar homogénea.

Se divide en dos rollos, y se colocan en sobre papel de horno en la bandeja. Si queda un poco blando ( como me pasó a mí) y no se puede amasar se mete un poco en la nevera o en el congelador hasta que  endurezca un poco.

Se hornea unos 30 minutos hasta que empiece a dorarse ,se saca del  horno unos diez minutos para que se enfríe un poco y se corta en rodajas de un centímetro en diagonal. Se vuelve a poner en el horno unos 10- 15 minutos hasta que se dore y endurezca más.

Mientras se enfría en una rejilla, derretimos al baños maría el chocolate con leche o chocolate para fundir. 
Extenderlo sobre los biscotes...

Esperar que enfrene del todo para devorar...

( Ya probaré como quede con harina integral y edulcorante, a ver qué tal quedan...)














No hay comentarios :

Publicar un comentario